La alternativa al agua embotellada

alternativa al agua embotellada

Hacía mucho tiempo que era consciente de que en casa consumíamos mucho plástico derivado de las botellas y garrafas de agua. En casa somos 4 y solo bebemos agua, y mucha. En la nevera siempre había 8 botellas de agua de 2l más todas las semanas compraba entre 4-5 garrafas de 8l (en verano unas cuantas más), y suma renovar las botellas de plástico cada 3-4 semanas. ¿Cómo te quedas con esa cantidad de plástico? Yo con la boca abierta cuando tomé consciencia, y más aún cuando hice los cálculos, más de 200€ al año en agua. Me llevé las manos a la cabeza.

Pero las alternativas que encontraba no me convencían. Necesitaba una alternativa al agua embotellada que no solo sirviera para reducir el plástico sino también para evitar metales pesados y sustancias nocivas.

¿Qué opciones tenía para reducir el plástico?

  • Consumir agua del grifo

A pesar de que el agua del grifo es potable, nunca me ha hecho gracia consumir ese agua por mucho ahorro económico y de plástico que me suponga. El agua del grifo, aunque sea potable de por sí, no sabe igual en todos los municipios. Yo vivo en un pueblo de Mallorca y el agua del grifo no sabe igual que la de Palma, por ejemplo. Y ya no te digo en otras comunidades. En la calidad del agua influyen variantes como los niveles de minerales del municipio en concreto, si proviene del mar o no, el estado de las cañerías, etc. Por eso, aunque el agua sea potable, lleva sustancias no recomendadas como metales pesados, cloro e impurezas. Esa opción estaba totalmente descartada.

  • Jarras de filtrado agua

No era una opción viable en casa con la cantidad de agua que bebemos. Tendríamos que estar constantemente rellenando las jarras y tardan bastante en filtrar el agua, además de tener más de una jarra. Nunca me he planteado usarlas.

  • Osmosis inversa

Pues la verdad que era la opción que rondaba en mi cabeza. Tengo algunas amigas que tienen osmosis en su casa y había probado el agua. La consideraba una buena opción. Pero buscando información en Internet me encontraba con cosas que no me gustaban. Una de ellas era que la osmosis quita todo del agua, tanto lo malo como lo bueno, y eso era una cosa que no me gustaba. Necesitamos minerales, y aunque se pueden conseguir con otros alimentos, tampoco me hace gracia consumir un agua que no tiene nada. Y en segundo lugar es que, debido a que rechaza todo lo que lleva el agua, por cada litro de agua filtrada desecha otro litro, y al final son muchos litros que se pierden. No me parece una opción sostenible ni ecológica así que quedó descartada.

  • Máquinas dispensadoras de agua

Mis padres durante un tiempo se lo estuvieron planteando. Yo no me lo planteaba porque no tengo sitio en casa. Además hice números y me salía bastante caro. Y en un artículo de Patri de Saludable con Patri que hizo sobre el tema de las alternativas al agua, comentó que las garrafas de agua de estos dispensadores llevan Bisfenol A que se ha demostrado que es un disruptor endocrino. Así que esa opción totalmente descartada. Además una vecina hacía unos días que había puesto un dispensador en su casa y en cuento le dije esto lo quitó enseguida.

Mi gran descubrimiento, Tapp water

Gracias a ese artículo de Patri, descubrí un sistema de filtrado de agua por carbón activo. Es un aparato que se incrusta en el gripo y filtra el agua en segundos eliminando más de 80 contaminantes y reducir de forma eficaz otros 50. Reduce de forma eficaz químicos como el cloruro, nitrato, fluoruro, cal, metales pesados, pesticidas, microplásticos y TTHM mientras deja los minerales saludables como calcio, potasio y magnesio que pueden encontrarse en el agua original.

tapp water

No dudé en comprarlo y ya llevamos 6 meses con él en casa. No solo hemos reducido el plástico en casa sino también un gran ahorro en agua. Este sistema funciona por suscripción anual. La primera vez que compras el pack anual cuesta 89€ y tienes el filtro, la carcasa y 4 bloques de carbón activo. Los bloques se cambian cada 3 meses y cada año te mandan los 4 bloques. La renovación anual cuesta 54,10€ y cada año que estás con ellos se reduce 1€. Haz las cuentas del ahorro que supone usar este método en lugar de estar comprando botellas  garrafas de agua. Nosotros estamos encantados y también lo compré para mis padres y mis suegros.

Si te interesa probar esta opción, tengo un descuento de 15€ .

¡Ya me cuentas si lo pruebas!

¿Me ayudas a llegar a más personas?

Share on facebook
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on twitter
Share on email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Tú también quieres cuidarte y/o tener tu propio negocio?

Sígueme o contáctame

Últimos artículos

Asesoramiento personalizado

Te ayudo a orientarte y elegir los mejores productos para ti.

Otros artículos

Cómo comprar productos de Ringana

Cómo comprar productos de Ringana

Cada vez son más las personas que se animan a probar la cosmética de Ringana. Bien porque lo ven por las redes sociales, conocen a alguien que usa los productos

alternativa al agua embotellada

La alternativa al agua embotellada

Hacía mucho tiempo que era consciente de que en casa consumíamos mucho plástico derivado de las botellas y garrafas de agua. En casa somos 4 y solo bebemos agua, y

lifestyle by cati

Empecemos por el principio

Hola y bienvenida o bienvenido a mi espacio personal en Lifestyle by Cati. Mi nombre es Cati, mallorquina nacida en el 1983, madre de dos niñas nacidas en 2011 y

Abrir chat
Hola! ¿Puedo ayudarte?